fbpx -
home Columnistas, Destacadas Universidades, Covid 19 y transformación digital – La Opinión de Teresa Da Cunha Lopes

Universidades, Covid 19 y transformación digital – La Opinión de Teresa Da Cunha Lopes

La digitalización bajo un proceso catalizador impuesto por la era de la Covid 19, está cambiando drásticamente las operaciones, los sistemas y los modelos de producción, las estructuras de trabajo y las relaciones sociales.

El campo de la educación, en particular el subsistema de la Educación superior no es una excepción ni puede quedarse al margen de esta transformación.

Este es el momento para colocar, con urgencia la cuestión : ¿cómo las universidades deberían aprovechar la digitalización?

Que las universidades puedan o no gestionar los riesgos de esta aceleración y, al mismo tiempo, cosechar las recompensas que las tecnologías digitales pueden ofrecer ( en particular en la Educación Superior ) depende significativamente de las acciones que tomemos en , por lo menos cinco áreas esenciales:

1a-, la digitalización debería permitir a la universidad asignar mejor y de forma más transparente los recursos financieros y, también los recursos humanos , en tiempo real.

2a.- Hoy, universidades cada vez más funcionan en múltiples ubicaciones geográficas y para un universo etario diverso, con un conjunto mucho más amplio de partes interesadas –entre ellas, alumnos tradicionales, profesionistas con necesidad de capacitación especializada, gobierno, IP y miembros de la sociedad en general – especialmente a través de la oferta sabatina, a distancia y en línea, a lo que tenemos que sumar las redes sociales.

3a.-No puede existir un verdadero proceso de internacionalización sin digitalización. Las universidades deben aplicar la digitalización para mejorar la flexibilidad organizacional en respuesta a la competencia en un mercado global y, ante las oportunidades externas.

4a.-La digitalización también puede permitirles a las universidades adecuar sus ofertas –y los costos de operación – a los “consumidores” individuales. O sea, poder ofertar programas “a la carte” para una demanda diversificada, geográficamente dispersa y, con ritmos individualizados

5a.-Hoy por hoy, las universidades por lo general dividen el presupuesto entre reducción de deuda, reinversión y pagos a los trabajadores y planta docente. La digitalización permitiría repensar cómo distribuir el incremento de las ganancias resultantes de la flexibilización, de la reingenería de procesos y de la ampliación de la oferta.

De la misma manera que la pandemia del COVID-19 ha subrayado la fragilidad de los modelos educativos, también ha intensificado, catalizado, la carrera para adoptar tecnologías de punta en la nueva “megaversidad”. Pero la adopción de estas tecnologías es sólo el primer paso. La manera en que estas tecnologías se apliquen en las cinco áreas esenciales que describí con anterioridad, determinará quién ( dentro del conjunto nacional de las IES) llega a la línea de meta –y cuándo.

Las opiniones vertidas en las columnas son de exclusiva responsabilidad de quienes las suscriben y no representan necesariamente el pensamiento ni la línea editorial de Monitor Expresso