-
home Destacadas, Michoacán, Reportajes En Michoacán, poco que celebrar en el día de la mujer; continúan asesinatos y feminicidios

En Michoacán, poco que celebrar en el día de la mujer; continúan asesinatos y feminicidios

DE LA CONMEMORACIÓN A LA REALIDAD

El 8 de marzo de 1908 murieron calcinadas 146 mujeres trabajadoras de la fábrica textil Cotton de Nueva York, en un incendio provocado, cuando se negaron a detener la protesta por las perniciosas condiciones de trabajo. Este es uno de los antecedentes que marcó la definición de un día para conmemorar a la mujer. Después de varios intentos por determinar una fecha, en 1977 la Asamblea General de las Naciones Unidas proclamó el 8 de marzo como Día Internacional de la Mujer.

Al día de hoy, en el marco de esta conmemoración, que de acuerdo con fuentes oficiales “evoca la lucha por la igualdad, la justicia, la paz y el desarrollo”, Michoacán registra 28 mujeres asesinadas, de estos casos, 5 son considerados feminicidios, señaló la Procuraduría General de Justicia del Estado (PGJE).



De acuerdo con Miguel Ángel Sánchez López, subdirector de la Unidad de Información, Monitoreo y Seguimiento de la Procuraduría General de Justica del Estado de Michoacán (PGJE), en el año pasado hubo 144 homicidios contra mujeres, de los cuales, 26 fueron identificados como feminicidios. Por su parte, Elvia Higuera Pérez, licenciada en Derecho y activista, aseguró que el número de muertes violentas de mujeres durante el 2017, asciende a 165 casos, aproximadamente.

FEMINICIDIOS EN MICHOACÁN

El artículo 120 del Código Penal del Estado de Michoacán, define que el homicidio de una mujer es considerado feminicidio cuando se presenta violencia familiar o institucional; si hay abuso sexual, actos crueles, degradantes o mutilaciones; cuando hay indicios reiterados de violencia física o psicológica y cuando el cuerpo de la víctima es expuesto de manera degradante en un lugar público. La pena establecida por feminicidio oscila entre 20 y 40 años de prisión.

Estadísticas señalan una inicidencia considerable de casos cuyos agresores son la pareja, un familiar o un conocido de la víctima, explicó Miguel Ángel Sánchez. En cuanto a la edad de mayor vulnerabilidad, la PGJE no cuenta con el dato preciso; Elvia Higuera, señala como el rango de edad más vulnerable de los 19 a los 39 años.

Las formas más comunes para realizar un asesinato, indicó Sánchez López, son la asfixia y heridas producidas por armas de fuego u objetos punzocortantes.

En relación con los días que se registran más actos de violencia contra la mujer, Higuera Pérez expresó que “durante los fines de semana, días festivos, fiestas tradicionales, bailes y partidos de fútbol es cuando las mujeres más riesgo corren de sufrir una agresión”.

Referente a los municipios con mayor índice de asesinatos de mujeres, se ubica a las ciudades de Uruapan y Zamora, manifestó Miguel Ángel Sánchez.

En el caso específico de la ciudad de Morelia, la licenciada Elvia considera que no se puede identificar una zona en concreto que resulte peligrosa para las mujeres, “mientras subsista un orden social patriarcal donde se jerarquiza el ejercicio del poder (…) tanto los espacios públicos como privados, seguirán siendo lugares de riesgo para todas las mujeres”.

La PGJE reconoce vinculación entre feminicidios y actividades ilícitas realizadas por la mujer.
Higuera Pérez, expuso que mientras no se aminore la brecha salarial entre mujeres y hombres y no se generen más oportunidades, habrá quienes opten por realizar actos ilegales: “muchas mujeres que han sido asesinadas por la delincuencia organizada, responde al involucramiento de las mismas con organizaciones delictivas, en las cuales al violarse los códigos establecidos, son asesinadas”.

LA ¿SOLUCIÓN?: ALERTA DE VIOLENCIA DE GÉNERO CONTRA LAS MUJERES

Actualmente, con el objetivo de brindar mayor seguridad a las michoacanas, se encuentra activada la Alerta de Violencia de Género contra las Mujeres (AVGM) en Apatzingán, Hidalgo, Huetamo, La Piedad, Lázaro Cárdenas, Los Reyes, Maravatío, Morelia, Pátzcuaro, Sahuayo, Tacámbaro, Uruapan, Zamora y Zitácuaro.

El sitio oficial de la Secretaría de Gobernación, define a la AVGM como “un mecanismo de protección de los derechos humanos de las mujeres único en el mundo, establecido en la Ley General de Acceso de las Mujeres a una Vida Libre de Violencia y su trámite para emitirla o concederla lo describe el Reglamento de dicha Ley”.

A pesar de la AVGM, la cifra de mujeres violentadas sigue a la alza, Elvia Higuera, identifica “falta de coordinación entre los tres órdenes de gobierno para generar medidas y acciones mucho más efectivas”. Sumado a esto, en los municipios no hay un verdadero interés por resolver esta problemática. “Nuestro sistema democrático tiene muchas deudas pendientes con las mujeres”, aseveró.

Para Higuera Pérez, es primordial generar medidas de autocuidado personal, así como establecer redes de apoyo entre mujeres con las cuales se pueda generar comunicación en caso de encontrarse en una situación de riesgo, además, considera que el papel de la familia es fundamental, ya que es donde se aprenden valores y prejuicios “acerca del deber ser de los hombres y mujeres en términos sociales y culturales”.